viernes, 26 de diciembre de 2008

Fiestas de la Venida en Elche



Estimados amigos:

Espero que hayáis pasado unos felices días de Nochebuena y Navidad en familia, que no hayáis abusado del turrón y el champagne y que vaya todo según lo previsto. Hoy he vuelto a este blog tan vuestro como mío para hablaros de una festividad que tiene lugar en Elche, que a menudo pasa desapercibida. Se trata de la Venida de la Virgen a Elche.

En muchos pueblos de la geografía española se dan tradiciones de este tipo que hunden sus raíces en la Edad Media. La de Elche es singular: en la madrugada del 27 al 28 de diciembre de 1370 (1266 según afirman otros autores aunque con menos pruebas documentales), mientras el guardacostas Francisco Cantó vigilaba la costa ilicitana del Pinet, apareció entre las olas una misteriosa arca, aparentemente cerrada. Al detenerse varada en la orilla, tal guardacostas pudo leer en su tapa la inscripción "Sóc per a Elig". Haciendo acopio de todos sus esfuerzos en la fría madrugada de diciembre, abrió la caja y en ella vio acostada una bellísima imagen de la Virgen María, ataviada con ricas vestiduras y suntuosa corona de oro, que llevaba en sus manos unos papeles que vendrían a ser el Consueta o Libreto director para las representaciones del Misterio de Elche.

Procedió a retirar la caja de la orilla de la playa. Una vez efectuado el hallazgo, Cantó corrió a lomos de su caballo hacia el Concejo ilicitano para comunicar al Justicia Mayor lo que felizmente había encontrado. Se publicó un bando en el que se daba a conocer la noticia a la vez que se instaba a la población a desplazarse a la playa para recibir a su Reina. Entretanto, se habían agolpado vecinos de Santa Pola, Alicante y la propia Elche, todos querían a la Virgen para su localidad. Dirimir la cuestión no fue tarea fácil hasta que decidieron montarla en una carreta tirada por bueyes con los ojos tapados. Allá donde se parasen los bueyes, se quedaría la sagrada imagen. Los animales comenzaron su recorrido y vinieron a detenerse en las puertas de la Ermita de San Sebastián, intramuros de Elche, donde inmediatamente se mandó hacer una capilla para la Virgen María.

Estos días se celebran las Fiestas de la Venida. Hoy se inician con el correspondiente pregón, a cargo de D. Fernando Ramón, delegado jefe del Diario Información en Elche. Los actos más emotivos serán el día 28, en cuya madrugada se volverá a escenificar, según es costumbre, el hallazgo del arca. A su término, se procederá a una misa de campaña en la playa y los romeros volverán a Elche andando (un trayecto de unos 15km). Por la tarde habrá una procesión con la Virgen de la Asunción, Patrona de Elche, vestida de Reina. El 29 también habrá solemne procesión.

A todos aquellos que estáis por esta zona levantina, os aconsejo que vengáis a Elche a disfrutar con estas fiestas y actos. Que sigáis pasando buenas Fiestas de Navidad. Un saludo.




P.D. Aquí os dejo dos instantáneas: la primera de ellas es del regreso del arca a Elche, en romería. La segunda de ellas, con la Patrona en su trono rodeada de angelitos, es de la procesión-traslado que se hace el 28 por la tarde, desde el Hort de les Portes Encarnaes hasta la Basílica de Santa María.

2 comentarios:

claudio dijo...

Los invito a visitar mi blog en el podrán encontrar mis últimos trabajos en arte la dirección es la siguiente:

www.claudiotomassini.blogspot.com


Los saluda atentamente Claudio Tomassini

César dijo...

Como muchos otros delirios asociados a la religión, la arribada de la virgen con esos papelitos del 'Misteri' no es más que una leyenda que empezó a contarse siglos después de que supuestamente ocurriesen los hechos.

César Noragueda